Cromosomopatías sin amniocentesis


El estudio del ADN fetal en sangre materna, es uno de los avances en diagnóstico que nos permite la detección de anomalías en el feto. Consiste en un test no invasivo para el bebé, que tiene la capacidad de diagnosticar las trisomías más frecuentes, permite avanzar el sexo fetal y detectar los síndromes ligados al sexo.